Fe, destino y encuentro: la imagen de nuestra Santa Patrona viajó más de 300 kilómetros impulsada por globos

Algunos podrían tildar la situación de un hecho casual, otros relacionarlos al destino, pero seguramente hay quienes lo toman desde la fe. Justamente toda esta mezcla de sensaciones fue lo que motivó a Carlos Peretti a buscar explicaciones, y fue así que llegó a nuestro municipio.

Hace nada más y nada menos que 28 años, un gran rosario con globos amarillos y una imagen de la Virgen llegó hasta un campo de Morteros. El peón y su jefe, asombrados, se fueron acercando para ver de qué se trataba…o si tenía alguna relación con las Fiestas Patronales de esa localidad, ya que la imagen llegó justamente ese día: un 15 de agosto.

Pero al ver aquello que quedó prendido de un árbol, se dieron cuenta que no era local…y que llegaba desde una localidad de la provincia de Córdoba: Anisacate. “Mi papá con el  trabajador del campo se preguntaban cómo todo aquello había viajado más de 300 kilómetros!, para llegar justo el día de las Fiestas Patronales. Miramos la parte de atrás de la imagen y decía que quien lo encontrara se comunicara con la comuna de Anisacate”, contó Carlos, en una reunión con el intendente Ramón Zalazar, el sacerdote Claudio Molina y gente de la iglesia.

Fue así que cuando pudieron viajar hasta Anisacate trataron de contactarse quien pudiera entender este “milagro” o por lo menos que alguien supiera hasta donde había llegado la imagen. Fueron a la iglesia, pero no encontraron al sacerdote, luego a la casa de una de las personas que integraba el gran grupo de la parroquia de aquel momento…pero no consiguieron dar con nadie que estuviera al tanto plenamente de la situación.

“Pasaron los años, no siempre veníamos para acá, pero esta vez vengo con chicos de un club porque soy profe de Educación Física y dije: voy a buscar de nuevo”, contó Carlos. “Realmente  es increíble que hayan pasado tantos años y que todo esté así, tan conservado”, manifestó el intendente sorprendido por la imagen, que fue enmarcada por la familia y por el rosario, que aún guardan en Morteros y que prometieron traer.

La reunión fue de camaradería, fotos y sobre todo de muchos recuerdos. El rosario, cabe aclarar, formó parte de una serie de lanzamientos similares que hizo la municipalidad (en aquel entonces comuna) junto con la iglesia para las Patronales, y de los cuales aún se desconoce el destino de muchos.